¿Alguna vez te has preguntado si todos los transportes y mudanzas en Bilbao son iguales? En realidad, todo depende del ángulo en que se mire.

Por una parte, se trata del mismo hecho; el transporte de las pertenencias de los clientes de un domicilio o local a otro. Pero lo cierto es que podemos establecer ciertas diferencias entre las labores afrontadas por las empresas profesionales de mudanzas, fundamentándonos sobre todo en los siguientes dos aspectos: la cantidad de objetos trasportados y la distancia a recorrer. Así pues, distinguiremos entre cuatro tipologías de transportes y mudanzas en Bilbao:

- Minimudanzas. En estos casos, la persona que cambia de local comercial o lugar de residencia solamente cuenta con unos pocos bienes, cajas o muebles, por lo que todo suele caber en una sola furgoneta. Estas mudanzas resultan, pues, bastante más simples y económicas.

- Mudanzas locales. Se llevan a cabo en una misma población, por lo que la distancia a recorrer es altamente escasa. Aquí se incluyen mudanzas tan sencillas como, por ejemplo, trasladarse del piso cuarto al séptimo de un mismo edificio o pasar del portal número tres al seis.

- Mudanzas regionales. En este tipo de mudanzas no sales de tu ciudad o región. Las distancias recorridas por la empresa de transportes son un poco superiores al caso anterior, pero aún no son demasiado importantes.

- Mudanzas nacionales. Llegó la hora de cambiar de ciudad. Para las mudanzas nacionales, se requiere una mayor profesionalidad, pues va a ser necesario pedir permisos a dos ayuntamientos diferentes para aparcar los camiones y cargar y descargar, recurrir a las grúas si es el caso, etc.

- Mudanzas internacionales. Se trata del tipo de mudanza más complejo y exigente de entre todos los que existen, pues en este caso se necesitan además trámites y documentaciones muy específicos.

Contacta con nosotros en Mudanzas Bilbao si planeas mudarte pronto.